Enciclopedia práctica sobre Frutas, Verduras, Hortalizas y mucho más (Flores, semillas,algas,...)
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
Ajetes

Los ajetes es una hortaliza cuyo bulbo se emplea comúnmente en la cocina mediterránea. Es de sabor fuerte, especialmente en crudo y ligeramente picante. La variedad más común es la Allium sativum. Tradicionalmente se agrupaba dentro de la familia de las Liláceas y del orden de las Liliifloras, si bien existe una tendencia a hacerlo en las Aliáceas.


Es una planta perenne de la familia de la cebolla. Las hojas son planas y delgadas, de hasta 30 cm de longitud. Las raíces alcanzan fácilmente profundidades de 50 cm o más. El bulbo, de piel blanca, forma una cabeza dividida en gajos comúnmente llamados dientes. Cada cabeza puede contener de 6 a 12 dientes, cada uno de los cuales se encuentra envuelto en una delgada película de color blanco o rojizo.


Los brotes tiernos de las hojas suelen ser incluidos en algunos platos. Estos brotes pueden ser preparados como si fueran espárragos, aunque el consumo del bulbo es mucho más habitual. Generalmente se los aprovecha secos o semisecos, como ajo deshidratado, verdes (ajetes) y en encurtidos.


Aunque posee un origen incierto, se lo considera oriundo de Asia, desde donde se extendió a toda Europa, y desde allí hacia América, por medio de los conquistadores españoles.
Algunos de los muchos platos en donde el ajo es un ingrediente esencial son el ajo blanco, el ajo cabañil, el ajo caliente, el ajo mataero, el ajo pringue, el atascaburras, el gazpacho andaluz, el pollo al ajillo, el salmorejo, la salsa alioli o la sopa de ajo.


En la actualidad, el ajo es una medicina naturista, tiene una amplia utilización farmacológica. Es eficaz como antibiótico, combatiendo numerosos hongos, bacterias y virus; en el control de enfermedades cardíacas, ya que reduce el bloqueo de las arterias; reduce la presión arterial y el colesterol; incrementa el nivel de insulina en el cuerpo; controla los daños causados por la arterioesclerosis y el reumatismo. También se lo relaciona con la prevención de ciertos tipos de cáncer y en la reversión del estrés y la depresión.


Para quitar el olor que deja el ajo en la boca podemos mascar una ramita de perejil o menta, o también café o clavos de esencia; otros recursos son beber zumo de limón o consumir productos lácteos como leche o yogur.


El primer productor de ajo de Andalucía, España, es Montalbán de Córdoba y el vecino municipio de Santaella. En Aragón, la localidad de Arándiga (Zaragoza, España) es famosa por sus ajos. Y en Castilla la Mancha, la localidad conquense de Las Pedroñeras es la mayor productora de ajos de ésta comunidad; además acoge la feria internacional del ajo. La localidad de Gilroy, en California (Estados Unidos), se autoproclama como capital mundial del ajo.



volver
© FRUTAS ELOY RUANO S.L. 2019
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra Política de cookies